Skip to content

Reflexiones sobre la censura del Venus Galicia y otras…

1 mayo, 2012

Al hilo de la noticia de la supresión (o deberíamos decir “represión”?) del Salón Erótico Venus Galicia, se nos agolpan muchas ideas en la cabeza. Demasiadas para poder hilarlas y darles un sentido…

Por ejemplo, pensamos en la alegría que nos dan noticias como la de que Filandia haya descatalogado el Sadomasoquismo de su lista de enfermedades, como ya hicieron Suecia, Dinamarca y Noruega. Pensamos en lo bueno que es ver cómo la tendencia es hacer lo mismo en la nueva edición del CIE (la 11). También pensamos en lo bueno que resulta que haya sentencias judiciales relacionadas con el BDSM que lo enmarcan en lo que verdaderamente es: Una práctica sexual más. Tal vez rara, extraña… pero en absoluto anormal ni enfermiza, más allá de lo enfermiza que puede ser cualquier otra actividad humana cuando se adueña de nuestras vidas y las destruye. Incluso las más altruístas.

Y pensamos también en la otra cara de la moneda…

Pensamos que tal vez, mientras algunas cosas salen de la clandestinidad, de lo alegal o ilegal, de la clasificación de patología, otras deberían de entrar en ellas. ¿O no les parece que sea algo digno de figurar en la lista de enfermedades CIE el hecho de que, por ejemplo, sea delito penado el sexo anal/oral en determinados estados de los EE.UU? ¿ O que determinadas personas consideren la identidad sexual un asunto de estado/religioso/moral?(para esto, no hace falta que viajemos mucho: lo tenemos aquí).

¿No debe ser, acaso, una patología (cuando no además delito contra los derechos humanos) que el estado o cualquier institución pretenda dirigir y controlar la sexualidad de los demás Seres Humanos? ¿Será que les produce un placer orgásmico hacerlo?

¿A qué viene ese empeño en imponer la propia moralidad a los demás? ¿Acaso los demás no tenemos derecho a tener la nuestra propia? Por descontado, vivimos en una sociedad. Formamos parte de ella. Y por ello, debemos de respetar todo aquello que las leyes dictan y en armonía con el resto. Esto implica que, por supuesto, Nosotros no debemos de salir a la calle mostrando Nuestras “cosas”. Les aseguramos que, si alguna vez vemos a un Dom llevando a su sub desnudo por la calle, con collar, cadena y golpeándole, seremos los primeros en repartir hostias. Pero, por lo demás, tenemos perfecto derecho a hacer Nuestras cosas en la intimidad, sea ésta a solas, sea compartida con cómplices afines.

Y es que formamos parte de la sociedad. Y pagamos impuestos (cada vez más, para cada vez menos). Y por tanto, creemos que tenemos derecho a poder organizar eventos como el Festival Erótico Venus. Incluso, a recibir las subvenciones y ayudas que les sean preceptivas: Cesión de locales, apoyo y ayudas para el comercio, etc. O, al menos, no entorpercerlo.

Desconocemos cual era la implicación de las administraciones en la organización de éste Salón Erótico. Tampoco creo que nos sea relevante. Pero lo que sí está claro es que en la prohibición del evento para nada tuvieron que ver las leyes, si no las ideas de quienes ostentan el poder y su imposición a los demás. Que alguien “folle” no es ilegal. Que lo haga como espectáculo, tampoco. Acudir como espectador, tampoco. El maltrato nada tiene que ver con el BDSM, si no con el auténtico poder (no el “fingido” en el BDSM) y la ocasión de hacerlo: Como por ejemplo, ser un político en situación de poder imponer sus ideas por cojones a los demás… Y si “follar” es delito, si “follar” al amparo de algún tipo de ayuda oficial es inmoral… Quizá deberían de recordar la cantidad de condones que se recogieron tras la visita papal y su encuentro con la juventud y tenerlo en cuenta a la hora de pagar/subvencionar/apoyar futuros eventos similares…

Prohiben el Salón Erótico… e intentan acabar también con el desfile del orgullo gay de Madrid…

¿No creen que debería incluirse en el nuevo CIE una patología que incluyese esta enfermedad mental tan retrógrada?

 .

……

Reeditamos este post para incluir información posterior relacionada con la noticia: después de que el Ayuntamiento de Ferrol y la Xunta de Galicia le denegasen a la organización los permisos necesarios para ubicar sus espectáculos en el recinto ferial (FIMO) de A Malata, el Salón Erótico Venus Galicia al final se celebró en una gran carpa que se extendió en un recinto privado de Narón.

.

Anuncios

From → Uncategorized

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: